Picada

Dip de cebollas caramelizadas

Dip de cebollas caramelizadas con queso crema, mayonesa, un chorrito de vinagre. La combinación perfecta entre dulce, salado y ácido.

Sigo sumando recetas para mi picada perfecta, y este dip de cebollas caramelizadas es el agregado que necesitaba!

Una de las cosas que nunca falta en mis picadas, son los dips. Siempre hay hummus, comprado 😜, porque no logro que me salga rico! A veces también hay paté casero, tengo una receta de paté de hígado de pollo que es de las cosas más ricas del mundo! Y de vez en cuando sumo un dip de queso crema con algunas cosita, como por ejemplo: queso philadelphia o mendicrim con mayonesa, limón y ciboulette.

Hace rato que le tenía ganas a esta receta con cebollas caramelizadas y aproveché la comida que tuvimos hace algunas semanas, para hacerla. El dip queda cremoso, con mucha cebolla, medio dulce, pero con un dejo de acidez por el vinagre. O sea, una mezcla espectacular que de ahora en adelante no va a faltar en mis reuniones!

Les cuento como se hace y más abajo también les dejo una versión más simple para hacer con ingredientes de alacena, aunque claro, no tan rica.

La receta la saqué del libro Appetizers de Cook’s Illustrated, pero le hice varios cambios.

Van a necesitar:
2 o 3 cebollas grandes (parece mucho pero se achican!)
1 cucharada de manteca
1 cucharada de aceite
1 cucharadita de azúcar
Sal y pimienta
Vinagre de manzana (puede ser de vino o de vino blanco, yo usé vinagre de jerez)
Queso blanco (tipo Mendicrim)
Queso Philadelphia
Mayonesa
1 cebolla de verdeo (parte verde)


Arranquemos con las cebollas. Hay que cortarlas a la mitad y después en tiritas (juliana).

En una sartén lo suficientemente grande para que entre todo, pongan la manteca y el aceite a calentar a fuego medio. Pongan las cebollas, mezclen bien para que se cubran con el aceite, agreguen el azúcar (que va a ayudar a que se doren) y un poco de sal para que empiecen a largar su jugo.

Cocinen revolviendo frecuentemente durante más o menos 30/40 minutos. Las cebollas se van a ir dorando, ablandando y van a ponerse medio pegajosas.

Si ven que se pegan a la sartén o se están quemando, pueden agregarle un poquito de agua para levantar el pegote y ayudar a que les cebollas se ablanden, pero también van a necesitar bajar un poco el fuego. Por el contrario si ven que tardan mucho en dorarse, lo suben.

Cuando estén llegando al final de la cocción, agreguen un chorro de vinagre y dejen cocinar un ratito para que se evapore el líquido y no quede un sabor tan fuerte.

Apaguen el fuego y dejen enfriar la preparación.

Dip de cebollas caramelizadas con queso crema, mayonesa, un chorrito de vinagre. La combinación perfecta entre dulce, salado y ácido.

Una vez que las cebollas estén frías, las pican en una tabla (así es más fácil comerlas y no levantar tiiiiras de cebolla con la galletita). Las pasan a un bowl y mezclan el resto de los ingredientes.

Yo lo hago a ojo, pero pongan unas buenas cucharadas de queso blanco, un poquito de philadelphia y una cucharadita de mayonesa. Vayan probando y agregando ingredientes de a poco.

Mezclen bien todo, ajusten sal y pimienta, agreguen el verdeo y un poquito más de vinagre si es necesario.

Un buen agregado, cero light pero espectacular, pedacitos de panceta crocante! Sólo tienen que dorar la panceta en una sartén, picarla y agregarla al menjunje de las cebollas.

 

Listo! Lo pueden servir en el momento, aunque lo idea es llevarlo la heladera por un par de horas para que esté bien frío.

La versión simple con ingredientes de alacena? Si les da fiaca hacer la cebolla, pueden usar cebolla deshidratada en trozos! Sólo hay que mezclar unas cucharadas de cebolla con queso blanco y un poco de mayonesa. Se le puede agregar también ajo en polvo y pimentón para darle un toque más de sabor. Pero ojo! Esta versión hay que hacerla con tiempo, necesita una hora de heladera para que la cebolla se hidrate y el queso tome gustito! Queda muy rico y es un gran dip salvador.

Si están buscando más ideas para la picada del fin de semana, les recomiendo pasar por acá para ver todas las recetas que fui subiendo desde que empezó Rústica. 😉

Qué picadita nos estamos armando, mamita!!!

Enjoy! 😊

PD. Por si se lo preguntaban, las galletitas de las fotos son bien caseras, de harina integral con sésamo y romero. Pronto les paso la receta.

Dip de cebollas caramelizadas con queso crema, mayonesa, un chorrito de vinagre. La combinación perfecta entre dulce, salado y ácido.
Print
Dip de cebollas caramelizadas
Prep Time
20 mins
Cook Time
40 mins
Total Time
1 hrs
 

Dip de cebollas caramelizadas con queso crema, philadelphia, mayonesa y un poco de vinagre, la combinación perfecta entre salado, dulce y ácido!

Author: Rústica
Ingredients
  • 2 o 3 cebollas grandes parece mucho pero se achican mucho!
  • 1 cucharada de manteca
  • 1 cucharada de aceite
  • 1 cucharadita de azúcar
  • Sal y pimienta
  • Vinagre de manzana (puede ser de vino o de vino blanco yo usé vinagre de jerez)
  • Queso blanco tipo Mendicrim
  • Queso Philadelphia
  • Mayonesa
  • 1 cebolla de verdeo parte verde
Instructions
  1. Cortar las cebollas en juliana.

  2. En una sartén lo suficientemente grande, poner la manteca y el aceite a calentar a fuego medio. Agregar las cebollas (mezclar bien para que se cubran con el aceite), el azúcar y un poco de sal para que empiecen a largar su jugo.

  3. Cocinar revolviendo frecuentemente durante más o menos 30/40 minutos. Las cebollas se van a ir dorando, ablandando y van a ponerse medio pegajosas. 

  4. En caso de que se peguen a la sartén o se empiecen a quemar, se puede agregar un poquito de agua para levantar el pegote y ayudar a que les cebollas se ablanden, pero también habrá que bajar un poco el fuego. Por el contrario si ven que tardan mucho en dorarse, subirlo.

  5. Cuando las cebollas estén casi listas, agregar un chorro de vinagre y dejar cocinar unos minutos para que se evapore el líquido y no quede un sabor tan fuerte. 

  6. Retirar del fuego y dejar enfriar.

  7. Una vez que las cebollas estén frías, picarlas, llevarlas a un bowl y mezclar el resto de los ingredientes. 

  8. Unas buenas cucharadas de queso blanco, un poquito de philadelphia y una cucharadita de mayonesa. Ir probando y agregando ingredientes de a poco.

  9. Mezclar bien todo, ajustar sal y pimienta, agregar el verdeo y un poquito más de vinagre si fuera necesario.

  10. Se puede servir en el momento, aunque recomiendo dejarlo 1 o 2 horas en la heladera para enfriar.